Contactanos

935432257

Timón,6

Castelldefels - Barcelona

¿Revolucionarán las grandes empresas tecnológicas el mercado de la vivienda?

Por en Noticias inmobiliarias con 0 Comments

Parece ciencia ficción, pero no. Solicitar una hipoteca a Facebook o comprar una vivienda por Amazon está más cerca de lo que pensamos. Más aún después de la Covid-19. Así es como las grandes compañías tecnológicas revolucionarán el mercado inmobiliario. A las dificultades de la banca para rentabilizar su negocio, en un periodo de extraordinaria extensión de tipos hiperreducidos, se suma su dudosa capacidad de adaptación a la era digital. La amenaza de la intrusión en su negocio de crédito por parte de los gigantes de la tecnología es un debate abierto. La relación entre las grandes empresas tecnológicas y el mercado de la vivienda es un hecho.

grandes tecnológicas y mercado de la vivienda

Sin embargo, hay otra cuestión que sobrevuela el horizonte global de las economías occidentales más desarrolladas y que podría dar la puntilla al sector financiero tal y como lo conocemos. Nos referimos a las dificultades de acceso a la vivienda, en gran parte por los lodos de la crisis del mercado hipotecario que marcó un punto de inflexión y en parte, también, por los movimientos migratorios fruto del fuerte crecimiento empresarial, en Estados Unidos, y de la crisis de las políticas sociales, en el Viejo Continente. A todo esto habría que sumar los efectos del coronavirus.

Los gigantes tecnológicos están sellando alianzas con los grandes bancos. La idea es aprender para después superar, agilizar y optimizar la rentabilidad de los sistemas financieros tradicionales

Bajo el pretexto de cooperación social, en 2019 Amazon anunció la inversión de 2.500 millones de dólares en proyectos de viviendas asequibles en EE.UU. Anteriormente, también en 2019, Facebook y Google comprometieron un billón de dólares cada uno al mismo propósito. Mientras tanto, el 26% de las instituciones financieras, en plena transformación digital, ya se están asociando con uno o más gigantes tecnológicos y un 27% adicional indica que tiene previsto forjar este tipo de asociaciones dentro de los próximos 12 meses, según recoge un informe de la consultora KPMG.

¿Conclusión? El 53% de los bancos mantendrán en menos de un año algún tipo de alianza con las compañías americanas agrupadas bajo el acrónimo GAFA (Google, Amazon, Facebook y Apple) o las asiáticas unidas bajo el acrónimo BAT (Baidu, Alibaba y Tencent).
¿Con qué intención se firman estas alianzas? Aprender para después superar, agilizar y optimizar la rentabilidad de los sistemas financieros tradicionales a través del big data y la integración de la cadena de valor.

La entrada de las FAANG (Facebook, Amazon, Apple, Netflix y Google) dentro del sector inmobiliario está siendo progresiva. Hay mucho movimiento porque el ladrillo es un buen activo

Los expertos coinciden. Las denominadas BigTech tienen todos los ingredientes para convertirse en las protagonistas. “Al fin y al cabo, van a la vanguardia de las tecnologías que facilitan los fenómenos FinTech, InsurTech, PropTech o RegTech y, por tanto, pueden entrar de lleno en el mercado inmobiliario en cualquier momento”, afirma el director del PD de Innovación digital y Fintech del IEB, Miguel Angel Barrio.

Mientras llega el momento en que las grandes tecnológicas concedan hipotecas, Barrio cree que hay señales de que estos gigantes tienen la vista puesta en el ladrillo, como la venta en Amazon de casas prefabricadas, el desarrollo de plataformas IoT pensadas para el hogar, los asistentes virtuales Alexa o Google Home que se integran en el día a día como parte de los inmuebles, las plataformas de realidad virtual, etc. “Incluso vemos movimientos ejecutivos de directivos de grandes empresas tecnológicas que llegan a los consejos de administración de nuevas PropTech, o que entran a los Comités de Dirección de startups del sector”, señala.

La vivienda es un valor seguro, y estas grandes empresas son conscientes de ello. El uso de algoritmos les permitirá anticiparse a nuestro comportamiento y obtener grandes rendimientos

Para Ricardo Gulias, CEO de RN tusolucionhipotecaria.com, el objetivo estratégico de estas alianzas está claro: aprender para después “comerse” a las entidades financieras convencionales gracias a su insuperable desarrollo tecnológico y manejo del big data. Y es que financiar un hogar es, según su análisis, uno de los productos más rentables, seguros y que más fidelizan en banca, por lo que se trata de un negocio muy apetecible para estas empresas tecnológicas, que “con el tiempo sabrán más de nuestra economía que nosotros mismos”.

Como ejemplo este experto resalta la estrategia de Amazon y su partner COFIDIS, con la que la estadounidense vende más rápidamente gracias a su financiación, pero no asume riesgo. En su opinión, la de Jeff Bezos está testeando el mercado sin arriesgar nada, lo que, además de aumentar ventas, le está sirviendo para estudiar los comportamientos de pago de sus clientes, pudiendo ofrecerles en el futuro otros productos financieros, como tarjetas o préstamos personales. “Cuando despejen el algoritmo adecuado podrán evitar la morosidad, adelantarse a situaciones de impago futuras y observar nuestros cambios de comportamiento casi instantáneamente”, concluye.

En la misma línea apunta el analista macroeconómico global de Fortage Investment Funds, Rafael Ojeda, que añade que algunas de ellas ya tienen licencia bancaria y pueden ser tremendamente competitivas en la concesión de créditos hipotecarios: “Es algo que probablemente empecemos a ver muy pronto. No solo tienen un pulmón financiero enorme, sino que las grandes compañías tecnológicas pueden sacarle mucho rendimiento a la integración de servicios dentro de la cadena de valor”. Con este panorama parece que la firma de hipotecas por parte de las Big Tech está a un paso.

El futuro que nos espera: menos profesionales y más blockchain. Actualmente solo se utiliza entre un 5% y un 10% de la tecnología disponible, un panorama que cambiará tras la pandemia

La actual burocracia para la adquisición de una vivienda hace difícil imaginar un escenario en el que a través de un clic, un usuario pueda comprar un inmueble en un abrir y cerrar de ojos. “Desde luego nos enfrentamos a un cambio de 180 grados en la forma de vender las viviendas. Realmente no creo que sea algo que veamos en los próximos 5 años, pero si hablamos de 10 o 20 años, sí. Más aún después del shock que ha supuesto la Covid-19 en cuanto a las formas de trabajar”, afirma a el CEO de Comprarcasa Toni Expósito. Según los datos que maneja esta compañía, si analizamos todas aquellas herramientas que ya tenemos a nuestra disposición, observamos que cerca del 95% de la oferta inmobiliaria se encuentra concentrada en cinco buscadores de propiedades, entre los grandes marketplaces y plataformas Peer to Peer -P2P- donde las personas interactúan sin necesidad de un intermediario.

Además, las herramientas de big data permiten obtener una visión estratégica de grandes volúmenes de información para el análisis de nuevas tendencias y evaluación de riesgos, con el objetivo de optimizar la toma de decisiones. A todo ello se suma la evolución de la realidad virtual para visitar una vivienda desde nuestro móvil; plataformas de inversión colectiva o crowdfunding y de préstamos hipotecarios; herramientas de chatbots que permiten al usuario obtener la valoración de su vivienda en dos minutos y a través del móvil; plataformas colaborativas para alquilar alojamientos entre particulares en todo el mundo; las proptech, y el blockchain. Expósito expone que “está claro que, en el corto plazo, las grandes compañías propietarias de esta tecnología revolucionarán la forma de interactuar en el mercado inmobiliario, y nosotros nos estamos adaptando a esa revolución a marchas forzadas”.

En un futuro no muy lejano dos grandes cerebros virtuales podrían permitirnos comprar una vivienda. La apuesta de las grandes empresas tecnológicas por el mercado de la vivienda es un hecho

Por su parte, el escenario hipotecario que augura Gulias en un futuro no sólo prevé el riesgo monopolístico que supone la entrada de estos nuevos jugadores en el sector financiero, sino también la desaparición de profesiones tradicionales del mercado inmobiliario. Este experto cree que habrá dos grandes big data. Un primer cerebro virtual que, conectado a una entidad reguladora (Banco de España, Banco Central Europeo o Banco Mundial), analizará nuestras cuentas corrientes, ingresos, gastos, cumplimiento de compromisos de pagos y ahorros, con el fin de evaluar los riesgos frente a otras entidades bancarias o grandes tecnológicas.

Tras la consecución del “aprobado” otro gran big data de propiedades se encargará del análisis del valor de la finca en cuestión, sustituyendo al tasador oficial y ganando agilidad y fiabilidad. Con la firma del contrato blockchain vendrá vinculado el pago automático del inmueble, tras la verificación de las posibles cargas (embargos o recibos). Según prevé el CEO de RN tusolucionhipotecaria.com, “todo se hará mediante una interconexión total de datos. El notario ya no será necesario. Tampoco el registrador de la propiedad y el blockchain generará una seguridad jurídica inviolable”. ¿Demasiado futurista? El tiempo dirá.

La entrada ¿Revolucionarán las grandes empresas tecnológicas el mercado de la vivienda? se publicó primero en pisos Al día – pisos.com.

Welcome

Install
×